Funcionarios que no funcionan!

 “Nosotros nombramos Funcionarios públicos  -funcionario público es para que le funcione al público- y terminamos haciéndoles venias, es decir, todos sirviéndole a ellos. Es un absurdo.”
-Jaime Garzon

Con un trato inhumano la mayoría de los ciudadanos somos atendidos en las entidades públicas.  Las instalaciones rara vez son adecuadas, el trato de los funcionarios no es el que un ciudadano espera. Me pregunto: ¿cómo es posible esta situación en nuestro municipio y en nuestro país?.

El desorden, la falta de personal (y los que están no tienen vocación de servicio publico requerido para esos puestos) es lo que uno se encuentra en estos lugares como el Sisben, La Secretaria de Educación, centros de salud  y demás.

¿En qué momento olvidan que deben servir al público, al pueblo y sobre todos a las personas de escasos recursos? Somos nosotros los de “abajo” quienes vamos con necesidades,  necesidades  que ellos deberían resolver de la mejor manera posible aprovechando los recursos públicos que poseen.
¿En que momento olvidan que somos nosotros los que con nuestras contribuciones al estado ayudamos a que tengan empleo y que no hagan parte de la gran lista de desempleados que hay en Colombia?

Son muchos los factores que hacen deficiente nuestro sistema público, pero la cuestión real es encontrar soluciones con miras a la excelencia institucional; cómo hacer que no sea un calvario hacer una fila en una entidad pública, cómo hacer que los procesos sean ágiles y no un tedio eterno e insoportable…

Lo primero que debemos hacer es informarnos, conocer bien nuestros derechos y deberes para no ser manipulados y hacerlos cumplir a como dé lugar ( y como debe ser). Es importante saber cuánto recaudan y cuanto invierten, en qué lo invierten, son necesarios los proyectos etc. Es la única manera de cambiar nuestra calidad de vida y nadie nos va a venir a solucionar los problemas de manera mágica, lo debemos hacer nosotros mismo aprovechando los medios a nuestro alcance.

La tecnología se podría usar para tramites que se puedan ejecutar vía online.

De esta manera evitaríamos las filas y demoras, además se deben eliminar muchos trámites innecesarios que hacen que todo se vuelva complicado y la atención del servicio sea vuelva pésima.

Es un proceso colectivo de la mano de los beneficiarios y los benefactores, pero el primer paso lo debemos dar nosotros los damnificados. Quizás requiera tiempo y mucho esfuerzo pero es posible. Ya lo demostraron países como: Australia, Suecia, Canadá, noruega, Suiza, en donde hay una calidad de vida y bajos índices de ignorancia. ‘’un pueblo culto es el peor enemigo de un gobierno corrupto’’.

Para más artículos de interés y de cambio social e institucional, sé parte de la comunidad BCABJA haciendo clic en éste enlace